Conocido como el país más septentrional del Reino Unido, Escocia es una de las tierras con mejores áreas naturales.

Tiene montañas intercaladas con valles glaciales y lagos, ciudades ubicadas sobre un cerro como Edimburgo, y es un país muy conocido por su historia con el golf.

Escocia también cuenta con islas costeras que contienen ruinas antiguas, muchos museos con exposiciones de arte, historia y arqueología, destilerías de whiskey conocidas a nivel mundial, festivales de verano y el muy conocido Lago Ness.

No por nada es de los destino más visitados por turistas cada año. Al fin y al cabo, Escocia cuenta con grandes paisajes, bellísimos parques nacionales y algunas de las mejores ciudades para visitar en Europa.

Por lo tanto, hacer un viaje de turismo a Escocia en tus próximas vacaciones es algo que te recomiendo. Pero puede ser difícil saber cuáles de sus destinos visitar entre tanta variedad.

Pero no dejes que eso te detenga, porque yo te explicaré 30 lugares que debes conocer en Escocia. Así que ve preparándote para viajar en avión.

Y por cierto, tendrás suficientes destinos como para una semana allá. Por lo que prepara tus documentos importantes, portapasaportes, cargador portátil, riñonera de viaje, equipaje de cabina y demás objetos para viajes largos.

Y también ponle protección RFID a tus tarjetas de crédito, para mayor seguridad. Pero sin más demora, empecemos.

A continuación les presentamos que ver y hacer en Escocia en el 2019:

1. Highland

Highland

Este es un buen punto de partida para tu viaje por Escocia.

Highland es un concejo de Escocia, que se encuentra al norte del país, y ofrece un inmenso paisaje de praderas verdes, montañas ligeramente cubiertas de nieve, castillos que parecen sacados de cuentos, lagos pacíficos y glaciares.

También verás jardines llenos de flores silvestres, un antiguo Bosque Caledonio, y animales como ciervos y vacas pastando por la zona.

El clima es frío, y el terreno es algo irregular y pastoso para algunos. Pero ofrece unas vistas espectaculares, y una vez te acostumbres, no vas a querer irte.

Además, allí se filmaron varias películas populares, como ‘Braveheart’ y ‘Skyfall’. Así que quizá tengas el honor de pisar el escenario que usaron para tu película favorita.

2. Castillo de Eilean Donan

Ya que hablamos de Highland, no podía quedarme sin mencionar el castillo de Eilan Donan, construido en 1220 y situado en una pequeña isla del lago Duich.

Más que un castillo, es una fortaleza de piedra, a la cual solo se puede acceder por barco o cruzando un estrecho puente.

Tiene un pasado interesante. Fue construido por orden de Alejandro II, como defensa ante las invasiones vikinga. Fue ocupado en 1719 por una expedición española que quería amotinar a los escoceses contra la corona inglesa.
Y también ha aparecido en películas como ‘Braveheart’ y ‘Los Inmortales’. Es un lugar ideal para aprender más sobre la historia escocesa.

3. Inverness

Inverness

Inverness es una ciudad hermosa, que se distingue por ser la más grande de Highland, y el centro cultural del concejo escocés.

Tiene un montón de edificios históricos, como el Castillo de Inverness, la Catedral de Inverness y la Galería de Arte y Museo.

También se compone de diversos sitios de entretenimiento, como los Jardines Botánicos, el Parque de Trampolines Infinitos, el Mercado Victoriano y la Corte del Edén.

Y como plus, está cerca de varias destilerías, campos de golf en los que puedes jugar, y del Lago Ness.

4. Cueva Smoo

También ubicada en Highland, esta cueva costera es enigmática y misteriosa. Pero eso justamente la vuelve otro destino ideal.

Ha sido objeto de leyendas y mitos, ya que diversos estudios comprobaron mediante pruebas de carbón, que la cueva fue habitada hace aproximadamente 4000 años.

Pero más allá de eso, es una cueva bastante grande e interesante de explorar, en la que hallarás una cascada interior de ocho metros de alto.

5. Glen Coe

Glen-Coe

También se encuentra en Highland, y no exagero al decir que es uno de los lugares más naturalmente hermosos de la zona, y una zona perfecta para practicar senderismo.

Los lagos de Glen Coe son absolutamente impresionantes. Y sus montañas, ligeramente cubiertas de nieve en las cimas, dan para unas excelentes fotografías.

Allá también podrás ver algunas cascadas, como consejo extra, cerca de la zona se encuentra el Castillo Stalker, una construcción del siglo XIV que da para más buenas fotografías.

Así que date una vuelta por toda la zona.

6. El Lago Ness

Un clásico. El lugar que ha producido incontables leyendas y mitos sobre el monstruo Nessie, y que ha atraído a tantos turistas.

Aquí no encontrarás a ningún monstruo, pero sí encontrarás un profundo lago de agua dulce, que ofrece una de las mejores vistas del país, para que tomes muchas fotos con tu cámara de viaje.

Allá también puedes aprovechar de conocer el Castillo de Urquhart, una edificación de piedras en ruinas, situado justo en la orilla del lago.

Si lo de la leyenda del monstruo te atrae más, puedes ir al centro de visitantes, que contiene una exposición y un video dedicado a la leyenda.

Y si te aburres de cazar al monstruo, puedes tomar un crucero en el Lago Ness, para tener un recorrido completo y de 1 hora de la zona.

7. Ciudad Vieja de Edimburgo

Ciudad-Vieja-de-Edimburgo

Pasemos ahora a la capital de Escocia, que lógicamente es uno de los sitios más concurridos por turistas, y se divide en dos mitades: la ciudad vieja y la ciudad nueva.

Por ahora yo te recomiendo visitar la Ciudad Vieja, porque más allá de que se le considera Patrimonio de la Humanidad, sus calles y edificios tienen un arquitectura medieval propia de la Reforma Escocesa.

Sumado a eso, allá hay muchos lugares que visitar, como el Palacio De Holyrood, el Edificio del Parlamento de Escocia, y Calles como la Milla Real, que tiene pubs, museos, restaurantes, tiendas de recuerdos.

Encontrarás de todo en la Ciudad Vieja de Edimburgo.

8. Palacio de Holyrood

Lo acabo de mencionar, pero este palacio merece su propio puesto, ya que su atractivo turístico no puede ser ignorado.

El Palacio de Holyrood fue construido en 1128, y tiene un largado pasado político desde su función como monasterio para David I, pasando por el asesinato de David Rizzioen 1565, y hasta las visitas ocasionales que le hizo Jacobo VI.

Este palacio es inmenso, y consta de pasadizos secretos, sótanos, túneles, una galería de arte, una capilla, apartamentos reales y el gran salón.

Actualmente es visitado por la Reina Isabel II a principios de verano, y durante su estadía, el palacio está cerrado al público.

Así que si quieres conocerlo, organiza bien la época de tu visita.

9. Castillo de Edimburgo

Castillo-de-Edimburgo

Edimburgo tiene su propio castillo, ubicado justo en el centro de la ciudad, construido en el siglo XII, y erigido sobre una roca de origen volcánico.

Este castillo es la atracción turística pagada más visitada de Escocia. Y con razón, porque en su interior encontrarás todo tipo de exposiciones.

Una exposición muestra las joyas de la corona escocesa y los objetos del tesoro real escocés. Otra exposición muestra ‘’la piedra del destino’’, sobre la cual se coronaban los reyes escoceses.

El recorrido también te permite caminar por la Capilla de Santa Margarita, el edificio más antiguo de la fortaleza, y conocerás el cañón de la una en punto, u cañón que dispara todos los días a esa hora.

10. Catedral de Edimburgo

Edimburgo tiene su propia catedral, la cual comenzó a construirse en el siglo XII, y tuvo varias modificaciones hasta dar con el modelo actual, finalizado en el siglo XIV.

Su arquitectura distingue mayormente por su estilo gótico en el exterior, y porque la cúpula tiene la forma de la corona real.

También se destaca que en su interior las paredes y techos presentan diferentes colores y texturas, y que tiene vidrieras que fueron colocadas en el siglo XIX.

Y en un rincón alejado de la puerta, se encuentra a Capilla del Cardo. Es una de las zonas más populares de la edificación, y fue realizada con el mismo estilo gótico que el resto de la catedral.

11. Zoológico de Edimburgo

zoo-edimburgo

Sí. Edimburgo cuenta también con su propio zoológico, que fue inaugurado en 1913, y a día de hoy se mantiene como un conservatorio sin fines de lucro para animales.

Es el más grande de toda Escocia, y allá encontrarás todo tipo de animales. Leones, jirafas, avestruces, tigres, gorilas, lobos, serpientes, focas, nutrias. Allá hay de todo.

Incluso podrás ver animales que están en peligro de extinción, como rinocerontes blancos, hipopótamos pigmeos y osos panda rojos.

12. Mary King’sClose

Es un callejón ubicado en Edimburgo, y es uno de los más populares de la ciudad, debido a que está rodeado de historias y leyendas urbanas.

Te advierto que no es un lugar ideal para gente sensible. Durante tu visita, verás muchas estancias en las que se mantenían encerrados a ciudadanos de Edimburgo en condiciones inhumanas, y aprenderás las historias de muchos.

El ambiente del callejón es húmedo, oscuro e inquietante. La visita te dará miedo. Digo, no por nada le dicen el tour fantasma. Pero si ese es tu objetivo, visítalo.

13. Galería Nacional de Escocia

Galería-Nacional-de-Escocia

Como quizás ya imaginaste, también se localiza en Edimburgo. Fue inaugurada en 1859, y tiene un estilo de arquitectura neoclásica.

Se le conoce por exponer las obras artísticas más importantes de Escocia, abarcando desde el Renacimiento hasta el postimpresionismo, y con obras de Sandro Botticelli, Paul Gauguin, Claude Monet y Jean-AntoineWatteau.

También exhibe obras como Las Tres Gracias de Antonio Canova, y cuadros de pintores españoles como Francisco de Zurbarán y el Greco.

14. Museo Nacional de Escocia

Sí, también se encuentra en la Ciudad Vieja de Edimburgo, y es uno de los museos más completos de la ciudad.

Fue inaugurado en 1998, y está especialmente dedicado a la historia, población, cultura, geología, fauna y flora de Escocia. Inició como una mera expansión del Museo Real, pero hoy en día destaca por méritos propios.

Y es que sus colecciones abarcan de todo. Desde piedras pictas de entre la ocupación romana y el siglo X, pasando por esculturas de Sir Eduardo Paolozzi, y terminando en pinturas de Margaret MacDonald.

15. Glasgow

Glasgow

Esta ciudad no es tan popular como Edimburgo y Saint Andrews, pero es la mayor ciudad de Escocia, y definitivamente otro destino obligatorio en tu viaje.

Glasgow se ubica en el río Clyde, y es conocida porque sus edificios tienen una arquitectura modernista y victoriana, propias de los siglos XVIII, XIX y XX.

Pero más allá de eso, alberga todo tipo de lugares que visitar. Desde numerosos teatros, como el Teatro Real y Teatro del Rey, hasta diversos museos, como el Museo Kelvingrove y la Mansión PollokHouse.

También cuenta con muchas instituciones artísticas dedicadas a la ópera, el ballet y deportes como el fútbol, curling y rugby. Y por cierto, allá encontrarás la Biblioteca Mitchell, una de las mayores bibliotecas públicas de Europa.

Y claro Glasgow también cuenta con infinidad de parques, como el Glasgow Green, el Parque Kelvingrove y el Parque Queen.

Glasgow incluso cuenta con tres universidades de renombre a nivel global, gracias a la calidad de estudios e investigaciones que se realizan en ellas.

16. Catedral de Glasgow

Pero quiero destacar a la Catedral de Glasgow de entre todos los otros sitios que puedes visitar allá.

Verás, esta catedral, construida en 1136, es un monumento histórico de la ciudad, y uno de los monumentos más visitados por turistas.

A nivel de arquitectura, la catedral es un ejemplo de cómo era el estilo gótico pre-reformista. En su interior, cuelgan estandartes militares y hay vidrieras contemporáneas de la post-guerra, como ’La Creación’ de Francis Apear.

También cuenta con una cripta del siglo XIII, a la que puedes acceder mediante unas escaleras, y con siete figuras que representan los siete pecados capitales.

Además, fue aquí donde se fundó la Universidad de Glasgow, es decir, la mejor Universidad de la ciudad.

17. Campos de golf

campos-de-golf-edimburgo

Como dije antes, el golf es importante en Escocia. Y no es para menos. Digo, ellos lo inventaron.

Por ende, ir a Escocia y no jugar golf ni una vez sería tener una experiencia incompleta en tu viaje. Más aún cuando Escocia ofrece infinidad de campos donde jugar.

Sin embargo, los mejores se encuentran en Saint Andrews. Por lo que si vas a jugar, que sea en el muy reconocido Old Course.

Aunque en general, todos tienen un buen servicio y tutoría para quienes deseen aprender. Pero te aconsejo que vayas entre Noviembre y Marzo, porque son las temporadas con precios más baratos.

18. Saint Andrews

Ya que estamos, Saint Andrews es una visita obligada para cualquier turista en Escocia, y no solo por ser la cuna del golf.

Saint Andrews es una ciudad medieval con toda la ley. Caminar por sus calles y entre sus edificios te transportará a otros tiempos. No solo por la arquitectura, sino porque verás muchas tiendas, cafeterías y mercados sacados de otro siglo.

Sumado a eso, la ciudad cuenta con su propia catedral, su propia universidad, y hasta una playa en la que puedes descansar.

El magnetismo de esta ciudad es tal, que una vez allá, querrás quedarte allí por 4 días, 7 días, 10 días, dos semanas y así, hasta que te veas forzado a irte.

19. Catedral de Saint Andrews

catedral-de-saint-andrews

Ahora, esta catedral (construida en el año 1160) merece su propio puesto, porque en su época fue la más grande de toda Escocia.

Actualmente se encuentra en ruinas. Pero eso solo enriquecerá tu visita, porque aprenderás de su extensa y complicada historia.

Esta catedral pasó por incendios, galemas y tormentas que a obligaron a reconstruirse. Se mantuvo en pie por mucho tiempo, hasta que fue casi totalmente derruida en la Reforma Protestante de Escocia.

Más allá de eso, aún puedes apreciar parte de su estilo gótico, caminar por los restos de su claustro, y explorar su cementerio lleno de tumbas antiguas.

20. Destilería de Whiskey

El Whiskey predomina en Escocia, por lo que sería una lástima no aprovechar el viaje para tener un contacto más cercano con este.

Y la mejor forma de conseguirlo es yendo a una destilería. Más específicamente, a la destilería de Glenfiddich, porque es de las más reconocidas del país, está abierta al público casi siempre, y ofrece un recorrido completo para los turistas.

Allá no solo aprenderás sobre los orígenes del Whiskey de malta y su proceso de elaboración, sino que también te darán a probar diversos tipos de Whiskey.

Si eres amante de esa bebida, este es el sitio perfecto para ti.

21. Capilla Rosslyn

Capilla-Rosslyn

Quizá te suene por el libro y la película de ‘El Código Da Vinci’. Pero si no es así, igualmente la pongo en la lista como un destino obligado.

Su origen data de mediados del siglo XV, y está acompañada por teorías que dicen que los caballeros templarios escondieron allí el Santo Grial.

Al igual que con Nessie, allá te darán un breve resumen de esas leyendas. Pero a su vez, la capilla está llena de gárgolas, símbolos, relieves y figuras talladas en piedra.

Es un lugar más místico y misterioso que los demás. Pero no por eso menos interesante.

22. Anillo de Brodgar

Pero alejémonos un momento de los edificios, porque ahora quiero mencionar un destino más inusual, ubicado en las islas Orcadas.

El Anillo de Brodgar es una arquitectura neolítica, formada por un círculo de piedra. Tiene 104 metros de diámetro, y a su alrededor contiene muchas otras rocas, apilamientos y enterramientos prehistóricos.

Allá se han realizado diversas excavaciones, que han encontrado ruinas y pruebas de edificios, piezas de cerámica, huesos, herramientas de piedra, y hasta una pared de piedra de 100 metros de largo y 6 metros de altura.

Es también considerado un Patrimonio de la Humanidad. Así que date una pasada por allá.

23. Parque Nacional de LochLomond y los Trossachs

Parque-Nacional-de-LochLomond

Pasemos ahora a los parques naturales, porque toca hablar de este parque precioso, ubicado en la ciudad de Stirling.

Este parque es muy grande, y está repleto de lagos, bosques, valles y montañas. Es más, en el centro de este se ubica el Lago Lomond, el lago más grande de toda Gran Bretaña.

Aunque una vez allá, también puedes conocer el lago Katrine, explorar el Bosque de Argyll y pasear por el pequeño pueblo de Aberfoley.

Si te gusta el senderismo, este es tu lugar ideal.

24. Parque Nacional Cairngorms

Se ubica al noreste de Escocia, y es el mayor parque nacional de toda Gran Bretaña.

Este parque redefinirá tu concepto de parque natural. No solo por sus impecables paisajes, sino también porque contiene más montañas, ríos, lagos, destilerías, senderos forestales, puertos y jardines de los que habrás visto en tu diva.

Y eso no es todo, ya que este parque contiene las cinco montañas más altas del Reino Unido, y algunas de ellas incluso son nevadas. Por ende, podrás esquiar y practicarsnowboarding.

Y como plus, encontrarás todo tipo de animales silvestres, como liebres, nutrias, venados, ardillas rojas, gatos monteses, martas, corzos y renos.

25. Piedras de Callanish

Piedras-de-Callanish

Son un conjunto de monumentos megalíticos, situados en la isla de Lewis, en las Islas Hébridas Exteriores de Escocia.

Sus vestigios más antiguos de yacimiento datan de entre los años 2900 y 2600 a. C., aunque también se cree que algunas de las piedras fueron construidas antes del 3000 a. C.

Sí, es otro monumento prehistórico, y te recomiendo que lo conozcas en persona.

26. Castillo de Doune

Este castillo se ubica en el centro de Escocia. Más específicamente en la ciudad de Doune, en el distrito de Stirling.

Fue construido en el siglo XIII. Ha atravesado una larga historia de disputas políticas, y fue casi destruido en el año 1800. Pero empezó a ser reconstruido en la década de 1880, y hoy es uno de los castillos mejor cuidados de Escocia.

En su interior cuenta con una galería de músicos, enormes cocinas, y un patio bastante amplio desde el cual se pueden ver el río Teith y las Colinas Menteith y Ben Lomond.

27. Quiraing

Quiraing

Este es un destino ideal para los senderistas que deseen caminar por los paisajes naturales de Escocia. Así que no te olvides de equipar tus zapatillas para viajar.

El valle de Quiraing, como tal, es un desplazamiento de tierra que formó una elevación de 543 metros de altura. Se ubica en la Isla de Skye, y es un lugar perfecto para entrar en contacto con la naturaleza.

Te aconsejo viajar en Primavera e ir temprano por la mañana, porque así podrás apreciar sus lagos y cielos azules, interminables paisajes verdes, grandes montañas y quizás bañarte en sus cascadas.

28. Nest Point

Continuemos con la isla de Skye, porque no podía dejar a Nest Point fuera de la lista.

Se le conoce popularmente como ‘’el fin del mundo escocés’’, y se distingue por ser una isla tranquila, pacífica y algo solitaria.

Tiene un clima bastante fresco, sus carreteras están inundadas de ovejas, y también cuenta con su propio faro.

Una vez allá, te aconsejo que subas a la cima de su pequeña colina, y te sientes a apreciar el paisaje y el momento. Y claro, toma tantas fotos como quieras.

29. Canal de Caledonia

Canal-de-Caledonia

Es una vía navegable del Reino Unido, que discurre por Escocia y conecta por la costa oriental en Inverness.

Se abrió por primera vez en 1822, para evitar que los buques comerciales tuvieran que navegar por la costa oeste.

Aunque el plan no funcionó, ya que cuando se abrió el canal, se inventaron buques de vapor, los cuales eran muy grandes para pasar por el canal.

Hoy en día ofrece un largo recorrido de 100 kilómetros, que pasa por el Lago Ness, el Lago Dochfour, el Lago Oich y el Lago Lochy.

30. Isla de Arran

Por último, pero no menos importante, te menciono a la séptima isla más grande de Escocia, y la isla más grande del estuario de Clyde.

Es muy popular entre los turistas, gracias a que ofrece unas maravillosas vistas, pueblos pintorescos y senderos para caminar.

Además, cuenta con su propio castillo, llamado el Castillo Brodick. Y allá se han encontrado muchos monumentos megalíticos de la era neolítica. Así que también cuenta con su dosis de historia interesante para conocer.


Mapa de escocia


Fuente:
Lugares que ver en Escocia – Google
Cosas que hacer en Escocia – Tripadvisor