mejor-portaesquís

Si estáis planeando tener unas divertidas vacaciones de invierno en Santa Catarina, en Los Pirineos o en los majestuosos paisajes montañosos de Andorra, debéis ir bien preparados con todos los equipos necesarios en el coche; no obstante, cuando se trata de llevar un par de esquís, las cosas se complican, y es obvio que guardarlos adentro del vehículo no es una alternativa cómoda. Por tal razón en esta revisión conoceréis los mejores portaesquís que facilitarán vuestros viajes en vacaciones invernales.

¿Cuál es el mejor portaesquís?

Como ya habéis seleccionado el próximo destino de vacaciones invernales, seguramente estáis realizando un checklist de los equipos indispensables que debéis llevar; no obstante, debido a que vuestro coche no es una carroza de santa, ha llegado el momento de elegir el mejor portaesquís para aumentar la capacidad de transporte de vuestro vehículo.

Al respecto lo principal que debéis saber es que contáis con tres modelos principales: el de barras de techo, el de cajas de carga y los racks de enganche.

Por tanto si queréis conocer las ventajas y desventajas de cada uno, aquí os facilitaremos perfilar vuestra mejor opción.

A continuación, os presentamos los mejores portaesquís:

Los 8 Mejores Portaesquís

1. Portaesquís THULE  TH739 – Aerodinámico y durable

El portaesquís Thule¹ permite transportar de manera cómoda y segura hasta un total de 6 pares de esquís o 4 tablas para nieve, además, su acción deslizante os facilitará la carga y descarga de los mismos.

Su diseño aerodinámico destaca por su sobria construcción en aluminio, y gracias a su modalidad de instalación, el mismo no saldrá volando mientras manejáis.

Posee un sistema de sujeción elevada que evitará que el techo de vuestro coche se raye o ensucie, de igual manera, no producirá ningún ruido molesto mientras o desplazáis Si bien no tiene un precio económico, garantiza un producto de buena calidad.

2. Portaesquís FABBRI – Adherencia magnética

Este portaesquís magnético posee láminas de alta adherencia que se acoplan firmemente al techo del auto, garantizado una excelente sujeción aun en los terrenos más extremos.

Cuenta con un sistema de resguardo con doble alarma, e incluye un compuesto especial de caucho que crea una barrera contra el agua, evitando que se deslice la placa magnética del techo.

Con este artículo podréis transportar 2 esquís y 1 snowboard, es fácil de ensamblar y quitar. Tomando en cuenta sus prestaciones y coste es una selección ideal para la integridad de los equipos así como para vuestro bolsillo.

3. Soporte para Techo de esquí GOTOTOP – Bueno y económico

Si buscáis un portaesquís asequible de prestaciones lo suficientemente buenas, confiad en Gototop ya que ha sido manufacturado con una aleación de aluminio resistente a la presión y material de nailon no deformable para mejorar su durabilidad. El acolchado de goma envuelve el esquí y las tablas proporcionando un agarre firme y sin arañazos

Su diseño telescópico y de abrazaderas ajustables permiten adaptarlo a la longitud que deseéis, en el extremo del sujetador se halla un botón de desengancho fácil, el cual podéis activarlo incluso portando guantes.

La compra incluye las herramientas de montaje y una llave antirrobo.

4. Portaesquís magnetizado GEV

Este portaesquís de GEV os trae cuatro placas magnetizadas y dos barras de aluminio, con las que podréis transportar cinco juegos de esquís que no sobrepasen los 35 kg o dos snowboard cuyo peso máximo no excedan los 28 kilogramos.

Ha sido diseñado conforme a las normativas ISO/PAS 11154: 2006, lo que os dará la certeza de estar ante un producto fiable, que ha sido testeado bajo los estándares internacionales exigentes.

Es un excelente producto, debido a su cuidadoso diseño y prestaciones. Vale acotar que puede ser sometido a grandes velocidades manteniendo intacto su agarre, además su desempeño ante climas lluviosos o ante la nieve suele ser el mejor.

5. Soporte para esquí CORA

El portaesquís imantado de la marca Cora es la solución perfecta para aquellos que teniendo un bajo presupuesto desean adquirir un equipo que se limite a sujetar y transportar hasta 2 juegos de esquíes.

Para su construcción ha sido empleado el poliuretano, y tanto su fijación como desmontaje es sencilla, sin requerir el uso de ninguna herramienta. Cuenta además con un cerrojo contra robo.

Por tanto, si sois un novato de los deportes invernales y no deseáis invertir grandes sumas de dinero, sino que o buscáis un equipo modesto y básico, he aquí la mejor solución.

6. Barras para esquíes GREEN VALLEY – Barato y practico

Otra alternativa para aquellos que desean gastar poco y obtener a cambio un equipo estándar para transportar hasta cuatro pares de esquíes o dos tablas para la nieve, la brinda la gente de Green Valley.

Su manufactura ha sido en base al plástico, y sus dimensiones son de: 10 x 17,5 x 56,5 cm; 1,91 Kg, por lo que podéis apreciar que se trata de un ejemplar compacto, ligero y fácil de colocar. Finalmente puedo deciros que posee un seguro resguardado a llave por el cual pagareis un precio sumamente bajo, así que no desaprovechéis esta oportunidad. Es el producto menos costoso del listado.

7. Barra cuadrada para esquís THULE 727000

Una vez más la firma Thule acostumbrada a ofrecernos accesorios de alto performance o de gama alta, ponen a vuestra disposición estas sólidas barras de aluminio, capaces de transportar seis juegos de esquíes o cuatro tablas de snowboard.

Las varillas disponen de un mecanismo de altura ajustable que permite que el techo de auto no se vea afectado. Además, pensando en vuestra comodidad las mismas poseen un gran botón que permiten su apertura, mientras su cerradura con lengüeta la protege contra el agua y el congelamiento.

Finalmente puedo deciros, que luego de hacer una comparativa puedo afirmar que esta oferta se ubica entre las mejores.

8. Portaesquís magnetizado MENABO

Este dispositivo ha sido diseñado para transportar hasta dos juegos de esquíes con sus correspondientes bastones. Su mecanismo de fijación magnético con protección anti ralladuras será suficiente incentivo para que lo adaptéis sin temor a que os pueda dañar el techo de vuestro coche.

El portaesquíes incluye una cerradura con llave codificada, su construcción a base de polímeros le provee una efectiva barrera contra las lluvias y nevadas, y dispone de dimensiones prácticas: 22 x 44 x 33 cm ; 2,8 Kg.

Para culminar puedo deciros que el artículo posee una buena relación calidad precio.

¿Cómo podéis elegir los mejores racks de esquí?

racks-de-esquí

En los siguientes puntos os desglosaré algunos tips útiles que os ayudarán muchísimo al momento de elegir los mejores portaesquís del mercado.

Tipo de vehículo

Lo primero que debéis hacer antes de proceder a la compra de un portaesquí, es considerar el tipo de coche que tenéis. Igualmente conocer el espacio de la maleta, o si tenéis un portaequipajes externo en el vehículo, y por supuesto evaluar si vuestros esquís son de rieles o enganche.

Para que os hagáis una idea de este primer factor, os sugiero revisar portales como Yakima, quienes se han especializado en el diseño de racks y contenedores de diferentes equipos deportivos y otros artículos que los viajeros suelen llevar en sus aventuras; igualmente en Amazon y a través del listado que os he preparado, pueden daros una idea de cuál portaesquís es el más recomendado.

Peso

El siguiente factor es el peso total del portaesquís y el de los esquís en conjunto. Recordad que vuestro coche tiene un límite de peso total máximo, el cual debéis respetar y no olvidar sumarle en adicional, a las personas que van adentro del mismo, durante el trayecto de las vacaciones invernales.

En resumen es muy importante el peso total que carguéis en vuestro transporte personal.

Equipo

Al igual que en los puntos anteriores, debéis hacer una evaluación del equipaje que portaréis con vosotros en las próximas vacaciones. ¿Llevaréis únicamente vuestros esquís y tablas de snowboad, o sumaréis a la aventura bicicletas, kayaks, tiendas de campaña y hasta alguna estufa para cocinar al aire libre?

Como consejo puedo deciros que meditar un poco acerca de los equipos y del espacio que necesitaréis para llevar todo ello en vuestro automóvil, puede ser una razón primordial para incluir o no, algún suministro.

Tipo de rack

Si bien la opción más común para transportar esquís es un portaequipajes, también podéis considerar llevar una caja de carga o un rack de enganche. Cada uno de estos tres tipos tiene ventajas y desventajas.

Al respecto, continuad junto a mí en los puntos subsiguientes para que tengáis una noción de éstos.

  • Bastidores de techo: Los portaequipajes de techo son unas estructuras que se adhieren a la parte superior de vuestro automóvil y que por lo general, permanecen instalados todo el tiempo, permitiéndoos transportar esquís y tablas de snowboard, pero también bicicletas o kayaks. Adicional a ello, es posible que vuestro coche ya tenga una torre, barra transversal o baranda lateral que os permita instalar fácilmente un portaesquís, de lo contrario, lo más recomendable es que compréis uno.

Las barras de techo son delgadas y discretas y no bloquean la visibilidad del vehículo. Pueden encontrarse a un coste relativamente barato (a partir de los 50 Euros), son fáciles de instalar y de usar.

Algunas de las desventajas de estos implementos son:

– Pueden comprometer la altura libre: En ocasiones puede resultar difícil el montaje de equipos deportivos a esa altura.

– Requieren más mantenimiento porque están expuestos a los elementos de la intemperie, y no están diseñados para ser instalados y quitados con frecuencia.

– El arrastre del viento afecta el consumo de combustible y si colocáis equipos formando una torre elevada en el techo, podría ser un gran problema cuando se conduce a velocidades más altas.

  • Cajas de carga: Una caja de carga es como una barra de techo en el sentido de que se encuentra encima del automóvil, pero en lugar de tratarse de un portaesquís de barra delgada, se trata de una caja completa.

Por tanto, significa que es útil para transportar no solo vuestros esquís o tablas de snowboard, sino cualquier cosa, que puede ir desde alimentos, hasta cuerdas para escalar, otorgándoos mayor espacio adentro del automóvil sin bloquear la visibilidad del conductor.

Además, podéis elegir el tamaño, el color y el material de los mismos. Al respecto encontraréis versiones impermeables y resistentes a los rayos UV.

Otro beneficio es que mantendrá vuestros equipos a salvo de la lluvia y la de suciedad de la carretera y será menos atractivo para los ladrones, encontrando muchas versiones que vienen con cerradura. Finalmente, podéis desmontar la caja de carga fácilmente en las temporadas en las que no deseáis usarla.

Como desventajas tenéis un mayor consumo de combustible y un aumento del peso total del coche. Eso sin sumar que suelen ser más caras. Otro inconveniente, es que este modelo puede ser demasiado corto para los esquís, mientras que otros serán demasiado largos, pudiendo bloquear el acceso a su maletero.

  • Racks de enganche: Un bastidor de enganche es otro de los modelos de portaesquís que se enganchan al receptor en la parte posterior de vuestro coche.

Si el vehículo no viene con una bola de enganche, generalmente podéis instalar una por lo cual debéis verificar la compatibilidad y el peso de la «lengüeta», es decir, la cantidad de peso que el enganche puede soportar si lo cargáis como una rejilla y no como un artículo remolcado.

Las ventajas de usar un bastidor de enganche es que definitivamente son más fáciles al momento de la instalación y más fáciles al momento de cargar el equipo deportivo, ya que no tenéis que levantarlo tan alto. Igualmente este tipo de portaesquís se suelta más fácilmente que las barras de techo cuando no están en uso.

Como desventajas, los modelos más baratos bloquean el acceso al maletero. Los esquís y las tablas están más cerca del suelo pudiendo ensuciarse más. Y si bien el arrastre no es un problema aquí, con un rack de enganche podría ser más difícil maniobrar el automóvil en un espacio de estacionamiento estrecho.

Una opción similar al bastidor de enganche es el bastidor de la llanta de refacción, y son aquellos que solemos ver en la parte trasera de un coche, justo donde iría la rueda de repuesto. Este tipo de estuche se puede adaptar para transportar esquís y tablas de snowboard; no obstante, según la opinión de Boleto Viajero, suelen ser más funcionales para transportar bicicletas.

Facilidad de uso

La mayoría de los portaesquís son fáciles de instalar, pero fijaos bien si planeáis quitar el bastidor cada temporada. Además, con un portaequipajes en el techo, algunas personas pueden tener problemas para levantar el equipo hacia la parte superior del automóvil. Por su parte, y como hemos visto en los subpuntos anteriores, si bien los bastidores de enganche en la parte posterior de vuestro automóvil son más fáciles de cargar, pueden obstruir el acceso al maletero.

Ruido

Tanto las barras de techo como las cajas de carga pueden causar un silbido molesto cuando os desplazáis por la carretera. Si esto sucede, podéis deteneros en un lugar seguro del camino, y enderezar el portaesquís para minimizar los ruidos.

Kilometraje y resistencia al viento

En cuanto al kilometraje con un portaesquís de enganche montado en la parte posterior del coche, notaréis que los desplazamientos se realizarán sin problemas de resistencia si consideráis el viento. No obstante, las barras de techo, especialmente cuando transportan equipos largos, podrían provocar que el viento choque sobre la parte superior del automóvil, reduciendo el consumo de combustible.

En cuanto a las cajas de carga suelen generar un poco más de resistencia, ya que son más grandes.

Maniobrabilidad

  • En algunas ocasiones y dependiendo del tipo de vehículo que poseáis, las cajas de carga y las barras de techo os agregarán una altura incómoda, dificultándoos el ingreso hacia algunos estacionamientos, pero constituyen una opción más segura debido a que no bloquearán vuestra vista en absoluto.
  • Como alternativa podéis comprar un portaesquís de techo con resortes ajustables.
  • En el caso de un rack de enganche, si bien no tendréis problemas para ingresar al garaje, podríais tenerlo al momento de estacionaros.

Preguntas frecuentes acerca de los portaesquís

portaesquís

A continuación os contesto alguna de las preguntas más comunes que suelen hacerme con respecto a este tipo de rack para transporte. En todo caso, si tenéis dudas adicionales podéis dejar vuestros comentarios al finalizar la lectura.

💡 ¿Cómo puedo agregar o quitar los tornillos especiales de mi portaesquís?

Debido a que la mayoría de las barras de techo están destinadas a asegurar vuestros costosos esquís y tablas de snowboard, los tornillos que los sujetan a los rieles, suelen ser muy seguros. De lo contrario, alguien podría desenroscarlos y dejaros sin equipos.

Es por ello que dichos husillos se llaman tornillos a prueba de manipulaciones. Además, la mayoría de las veces son torx, es decir, no se pueden sacar desde el interior.

Por tanto, cuando compréis vuestro portaesquís, chequead que vienen con una llave especializada que pueda usarse para atornillar y desenroscar el portaequipajes en los rieles del techo.

💡 ¿Existe la posibilidad de que mis esquís o tabla de snowboard se caigan del portaesquís?

No realmente. Prácticamente existen probabilidades nulas de que se os arruine o caiga alguno de vuestros equipos al suelo. Lo único que debéis hacer antes de partir, es que verifiquéis que el rack esté bien cerrado. Posteriormente intentad halarlo, y moved un poco la barra superior para aseguraros de que todo esté perfecto. Luego cerrar con la llave.

Para mayor seguridad, podéis usar un cordón atado desde los esquís o el snowboard hacia riel. Si de alguna manera el portaesquís se suelta, las cuerdas de seguridad salvarían a vuestros equipos de estrellarse contra la carretera.

💡No tengo barras de techo, ¿puedo usar un portaesquís?

Muchos automóviles no vienen con rieles en el techo, ni con un sistema de montaje para sujetar las cajas de carga en el techo del coche. Más no os preocupéis, actualmente existen variadas soluciones de post-venta para agregar dichos portaesquís al automóvil.

💡 ¿Un portaesquís afectará mi consumo de combustible?

Desafortunadamente sí lo hará, y os daréis cuenta a lo largo de trayecto en la carretera. Esta es la razón por la que generalmente muchas personas retiran el portaesquís del coche cuando no está en uso. De esta forma se ahorran unos buenos Euros.

💡 ¿Puedo alcanzar mis esquís?

Si bien esto puede parecer una tontería para otras personas, el tener un portaesquís en el techo del coche, significa que vuestros equipos estarán a mayor altura. Esto resulta un problema sobre todo para quienes poseen camionetas. Por tanto lo más probable es que si optasteis por este tipo de rack, necesitaréis una ayuda extra para alcanzar los esquís.

💡 ¿Puedo instalar un portaesquí si tengo un techo solar?

Sí. Siempre y cuando haya una separación adecuada entre el techo solar y el portaesquís, será perfectamente seguro. Esto es debido a que la tabla de snowboard y vuestros equipos de invierno, se mantendrán por arriba del mismo.

💡 ¿Puedo llevar mi coche a un centro de lavado con el portaesquís instalado?

Técnicamente si podéis hacerlo, el asunto es que no es lo más recomendado puesto que las brochas de las máquinas de lavado pueden rayar vuestro rack. Además el proceso de retirar el portaesquís no os llevará más que unos minutos puesto que vienen con llave.

Conclusion

Cuando os habéis decidido por disfrutar de unas vacaciones esquiando, tenéis claro lo importante que es transportar con seguridad vuestros equipos deportivos.

Para muchos esquiadores, 1 o 2 pares de esquís son suficientes, pero la mayoría de las barras de techo permiten acomodar hasta 6 pares y 4 tablas de snowboard, lo que las hace ideales para un coche lleno de personas. No obstante, para aquellos que buscan practicar muchos deportes, es conveniente que utilicen las cajas de carga o un rack de enganche.

En todo caso recordad que vuestra selección debe:

  • Permitiros estacionar cómodamente
  • Ser aerodinámica
  • Brindaros buena visibilidad mientras manejáis
  • Ser durable y segura.